jueves, 1 de octubre de 2015

Principal miedo de cada signo



  • ARIES:
  • Aries es el signo de la audacia, la valentía, la fuerza y la determinación. Por eso, nada asusta tanto a los arianos y a las arianas como ser considerados seres débiles por quienes los rodean. Para disimular, cuando se sienten inseguros, se muestran muy autoritarios y no permiten que nadie cuestione sus decisiones.
  • TAURO:
  • Acumular bienes materiales es uno de sus vicios y, por eso, nada angustia tanto al Toro como pensar en perderlos. No necesariamente se trata de objetos costosos, si bien el lujo atrae a este sensual signo de Tierra, es el valor afectivo de sus posesiones lo que más le importa conservar.
  • GÉMINIS:
  • Géminis es el niño eterno del Zodíaco y por eso las responsabilidades lo aterran. Versátil, inquieto, conversador y muy informal, el solo pensar en casarse, tener hijos o cumplir con un trabajo muy exigente le causa mucho miedo. Pero, como prefieren negar cualquier sentimiento que los apene, Géminis asegura que nada lo asusta y… huye ante cualquier compromiso.
  • CÁNCER:
  • Muy apegado a su familia, Cáncer tiembla al pensar que los suyos pueden correr algún peligro. Esto lo lleva a ser bastante sobreprotector, sobre todo con los más pequeños, y a limitar muchas veces la libertad de movimiento de quienes ama. Vencer estos fantasmas suele resultarle difícil, pero a veces lo logra, luego de reconocer que el cariño se desarrolla mejor en libertad.
  • LEO:
  • LLamar la atención es para Leo una necesidad. Como todo rey, suele ataviarse con lujo, convirtiéndose en el centro de las fiestas y en el líder indiscutible de cualquier actividad. Por eso, antes de una cita o de una entrevista, los leones temen al fracaso, aunque pronto dejan sus miedos de lado y salen a escena a lucirse con esplendor.
  • VIRGO:
  • Bastante hipocondríacos, los nativos de Virgo tienen mucho miedo a las enfermedades. Virus y bacterias son los fantasmas que les impiden conciliar el sueño y nada les causa más rechazo que la falta de higiene, pues saben que la limpieza impide numerosos contagios. Sin embargo, sólo conservarán su buena salud si aprenden a pensar menos en los males del cuerpo.
  • LIBRA:
  • La armonía es el ideal de Libra, un signo diplomático y conciliador por naturaleza. Si bien le gusta discutir amigablemente diversos temas (y lograr que le den tarde o temprano la razón), los enfrentamientos agresivos lo asustan, sobre todo, si se trata de conflictos con su pareja o sus socios. Agradable y muy inteligente, suaviza por lo general toda tensión.
  • ESCORPIO:
  • Celosos, dominantes, posesivos y manipuladores, los escorpianos temen básicamente a la traición. Suelen creer que su pareja esconde algún secreto o que pretende engañarlos y, si bien luchan contra estos pensamientos negativos, les cuesta muchísimo confiar en los demás. Muy sensibles, se muestran agresivos para que no se abusen de su debilidad.
  • SAGITARIO:
  • Sagitario es el signo de la independencia, de los viajes por el mundo, de la expansión permanente. Por eso, el encierro, la rutina y los límites a la libertad individual aterran a los vitales sagitarianos, siempre ávidos de aventuras. Trabajar en relación de dependencia o en sitios cerrados provocan una sensación de claustrofobia en ellos, que les cuesta mucho soportar.
  • CAPRICORNIO:
  • Los capricornianos se sienten satisfechos consigo mismos sólo cuando logran reconocimiento en su profesión y tienen algo de dinero ahorrado. No es el lujo lo que los atrae, sino la seguridad, la estabilidad y la convicción de ser útiles a la sociedad en la que viven. Quedarse sin trabajo y no tener dinero es lo peor que les puede pasar.
  • ACUARIO:
  • Creativos, poco convencionales y muy independientes, la idea de convertirse en personas aburridas, rutinarias o mediocres es el gran miedo de los acuarianos. El cambio es el motor de sus vidas y, por eso, cada tanto, prefieren dejar un trabajo seguro o separarse de su pareja si consideran que ya no tienen nada nuevo que aprender de estas experiencias.
  • PISCIS:
  • Los Peces son muy dependientes emocionalmente, suelen considerar a los seres que aman como sus salvadores y creer que sin ellos son incapaces de seguir viviendo. Por eso, el abandono les causa pánico y prefieren aceptar todo lo que los demás digan o hagan, antes que correr el riesgo de cortar con una relación, por mala que ésta sea.

COMENTARIOS

OFERTAS DE AMAZON