lunes, 29 de mayo de 2017

Tiger Woods, detenido por conducir bajo los efectos del alcohol y las drogas


Tiger Woods ha pasado varias horas arrestado en la comisaría de Palm Beach, después de que la policía de la ciudad de Jupiter, al sur de Florida, le haya detenido en estado de embriaguez mientras conducía.

Al ex número 1 del golf le mantuvieron en el calabozo durante varias horas, hasta que fue liberado sin fianza. La detención se produjo a primera hora de la mañana, ya que los policías determinaron que se encontraba bajo los efectos de estupefacientes y alcohol.
No es la primera vez que Woods tiene problemas extradeportivos: en 2008 tuvo un accidente de tráfico, gracias al cual se descubrió que había tenido varias amantes y acabó divorciado. Woods achacó este problema a una supuesta adicción al sexo, por la cual incluso recibió tratamiento. La lesión en la espalda que le obligó a perderse en el Masters de Augusta le mantiene en el dique seco, y los problemas físicos aún le pueden dejar fuera del circuito por mucho tiempo.

COMENTARIOS

OFERTAS DE AMAZON